Dahmane – Erotismo Urbano

Dahmane es un fotógrafo nacido en 1959 en París. De padres artistas (su padre era grabador y su madre poetisa), Dahmane descubre de muy joven el encanto de las formas femeninas. Ya a partir de los 15 años su pasión por la fotografía es asociada con dicho descubrimiento. Esta unión dará lugar a miles de imágenes, a explorar el infinito los recursos de la sensualidad que una mujer con el cuerpo medio desnudo puede liberar en la intimidad, o por el contrario en lugares públicos.

Dahmane siente verdadera pasión por el paisaje urbano, lo cual, unido a su pasión por el desnudo y el erotismo, le lleva a realizar una mágica conexión entre ambos en sus fotografías. Si bien al principio las limitaciones con las que se encontraba, tanto a nivel legal como a nivel técnico (esperar el momento adecuado y la luz adecuada para cada fotografía), eran muchas y desesperantes, la llegada de los nuevos softwares le facilitan el camino para realizar sus montajes con mayor libertad y una mejor combinación de elementos. Sus ciudades favoritas son capturadas con mayor claridad, alegres y provocadoras unas veces, crueles y depresivas otras, y sus hermosas mujeres colocadas estratégicamente en medio de ese entorno, convierten el conjunto en un cuadro que desborda erotismo y cierto surrealismo sensual.

El proceso de creación de sus fotomontajes es muy esmerado. Primero fotografía a sus modelos al aire libre con su cámara Leica con lente de 55 mm y película convencional. Después de la impresión tradicional de sus mejores fotos, las introduce en el ordenador para un sinfín de trabajo con el Photoshop, haciendo coincidir las proporciones, las texturas, la luminosidad, la perspectiva… Nada se deja al azar, la idea es alcanzar un ideal de orden, organización, línea y forma.

Más que nunca ahora, mi punto de enfoque es el modelo femenino, independientemente de su tamaño en la foto en su conjunto. A pesar de mis esfuerzos, el elemento erótico se apagará progresivamente a un segundo plano si los objetos desentonan o son contradictorias a su alrededor. A veces, el elemento erótico no es más que uno entre muchos, que actúa como un sutil filtro de los demás elementos visuales. Gracias a estas nuevas herramientas, mis perfeccionistas tendencias se dan pleno reinado; tengo una nueva y amplia gama de pinturas en mi paleta, y el temor de lo mundano y la repetición es una cosa del pasado. (Dahmane)

Su primer libro erótico fue publicado por Taschen y titulado simplemente Dahmane, seguido por el más extremo Porn Art en 1996 y en 1998. En el 2005 editaría dos portofolios de sus fotomontajes en una edición limitada llamados Nude Addict 1 & 2. Gracias Madame.

20 opiniones en “Dahmane – Erotismo Urbano”

  1. Son absolutamente geniales sus fotografías…esa mezcla urbanita con ese erotismo sublime del blanco y negro, me gustan todas, pero me quedo con la de los tejados..

    Gracias, un abrazo

  2. Si, en su web tiene también unas cuantas en color, y no están nada mal, pero yo también creo que las de blanco y negro le dan un toque especial que no consigue con las de color.

  3. Dahmane… ya es un clásico de la fotografía erótica. Mezcla sofisticación femenina con la cotidianidad del paisaje urbano más callejero o incluso de suburbio. Muy buena selección, mi querido Enkil.

    Un beso.

  4. Bueno, el post anterior, resultado de la envidia! La verdad es que coincido con todos vosotros que son geniales y aunque no estoy muy puesta en el tema, seguro que es de lo mejorcito en el género. A mi tb me gustan la de los tejados aunque la del 1030 y la de los cocodrilos no están nada mal! Bsitos

  5. Estupendo trabajo. Me gusta ver como los elementos contrapuestos se suavizan y ablandan sus bordes amalgamándose en favor de la imagen total. Así, lo erótico no es tan erótico y el asfalto no es tan rígido, sino que todo parece en camino y en movimiento para fundirse en un sólo cuerpo.
    Saludos y gracias

  6. Ohhhh, ¿cuantas tentaciones juntas?. Me encanta la que se encuentra en postura como si fuera a miccionar, me hace dudar entre lo sexual o fisiológico , y porque me trae recuerdo de uno que nunca se volvía de espalda…

  7. Me gusta la geometría arquitectónica, las líneas rectas, mezcladas con las curvas eróticas de la arquitectura femenina. Ese toque provocador que saca de contexto a las figuras para llevarlas al extremo de la oposición ¿Qué hace una mujer desnuda en plena calle donde no procede más que por el delirio de la estética?¿Qué hace una mujer con lencería fina reptando por una calle sin más?
    Me gusta ese discurso que sólo te abre la puerta para que tú te fabriques la historia. Y, of course, el blanco y negro es necesario en esta serie.
    Bien de nuevo. Chapeâu, Dahmane.

  8. Dahmane me gustaba mucho cuando estudiaba en la facultad, recuerda a Newton pero algo más explícito. A día de hoy, su uso del desnudo femenino me parece de lo más machista. Debe ser la edad.

  9. ABSOLUTAMENTE CONTEMPORANEO Y LIBERADOR. ES UNA CONSPIRACION PARA HUMANIZAR EL ENTORNO URBANO. AUNQUE QUIMERA, EL CONTRASTE ENTRE LO PALPITANTE Y LO YERTO ES INCREIBLE Y CONMOVEDOR.

  10. Tengo un par de libros de Dahmane desde hace años, al igual que comentó otro visitante, en su momento sus fotografías me parecían muy potentes y eróticas, sin embargo, cuando me he enterado de su peculiar personalidad (su machismo recalcitrante, los rumores de sus inclinaciones pederastras y la despiadada manera en que destruyó la vida de Chloë Des Lysses, una joven y hermosa periodista marsellesa que se convirtió en su esposa, a la que introdujo en la pornografía y posteriormente abandonó, dejándola sumida en la pobreza y en la humillación) tiendo a repudiar a la persona detrás de la firma. Es cierto que el arte tiene vida propia más allá de sus artistas, pero aún así, su estilo hoy me parece algo trillado y más cercano a la “genitalidad” de Tinto Brass que a la sofisticación de Helmut Newton.

    1. Pues no sabía esta faceta suya Alejandro, y francamente no me gusta, aunque es cierto que a veces hemos de separar el Arte de la vida de los artistas, no cabe duda que en el fondo ambos están ligados por hilos más finos de lo que nos gustaría que fueran. Particularmente sus desnudos no me resultan más machistas de otros buenos artistas, pero a veces todo es cuestión de apreciaciones. De todas formas gracias por las aportaciones.

Comenta algo si te apetece