Nelly Recchia es una artista nacida en 1968 en Francia, aunque reside actualmente en Los Angeles (USA), que utiliza el cuerpo humano como lona para sus creaciones, aunque su habilidad e imaginación la llevan más allá del simple concepto de “pintora de cuerpos”. Sus imágenes son impactantes y un tanto oscuras, y en ellas se aprecia su formación en maquillaje artístico. Emociones y sensaciones expresadas a través de su trabajo, primero en bocetos que ella crea basándose en una idea, y después en los modelos que utiliza para su realización y posterior fotografía, modelos entre los que ella destaca a los bailarines de ballet clásico por su tolerancia, la intensidad de su actitud y la resistencia a las largas sesiones necesarias para su trabajo, sesiones que pueden llegar a durar 13 horas. El trabajo de Nelly es de los que nos gustan por no ser lo “políticamente correctos” que el Stablesiment impone.