El Mac (The Mac) es un Graffitero nacido en Los Ángeles en 1980 y con base en California. Comenzó a pintar a mediados de los años 90 en los suburbios de Los Ángeles y poco a poco se ha ido convirtiendo en uno de los mejores artistas en su género. Su estilo está claramente influenciado por la cultura de los indígenas de Mexico y los grandes muralistas de la pintura contemporánea mejicana, así como la imaginería religiosa, por lo que es frecuente ver estos motivos en su obra. Otro campo que trabaja es la decoración de interiores y el trabajo de murales para fundaciones y clientes particulares.

El Mac es un artista urbano con una identidad propia cuyos murales han sido reconocidos en ciudades de todo el mundo. Con un estilo muy personal, sus piezas suelen ser representaciones realistas de gente común, retratos y mujeres etéreas, El Mac utiliza pinceladas distintivas y patrones de sombreado que se centran en el rostro humano y la forma. Su trazo, casi de dibujo, resulta visualmente muy atractivo.

No es la primera vez que destacamos el arte urbano o el arte hiperrealista de los graffitis en un artista. Por nuestras páginas ya ha pasado uno de los mejores artistas del género al que tuvimos la suerte de entrevistar, Belin. Al igual que este, El Mac evoluciona hacia estilos complementarios, destacando también por sus trabajos con otros medios, ya sea pintura tradicional sobre lienzos y madera o sus trabajos con tintas, lo que le ha llevado a montar diferentes exposiciones alrededor del mundo.

Las colaboraciones son otro rasgo característico de artistas urbanos como el. Ha pintado varios murales con artistas de la talla de Bates, sus compañeros de The Seventh Letter y colaborado con Retna, con quien ha realizado algunas de sus mejores piezas. Las grandes dimensiones de la mayor parte de sus obras urbanas es otro atractivo visual que nos deja francamente impresionados y que suponen una complicación añadida para el artista.

El Mac es un artista que siempre busca reinventarse y crear algo diferente y mejor en sus piezas. Una muestra de ello es esta pieza llamada “Inverted Piece” o “Pieza Invertida”; donde el artista pinta un rostro como si fuera el negativo de una foto. Lo curioso de ella es que al hacer una fotografía de la pintura e invertir los colores digitalmente, nos aparecerá como por arte de magia la foto original.

El Mac tiene su web, pero se pueden seguir sus trabajos en su propio blog donde nos deja, entre otras cosas,  una buena muestra de las distintas evoluciones de sus trabajos desde el inicio, tanto con fotografías de estos como con algún vídeo.. Tiene también su MySpace.