Jan Saudek – Voluptuoso Erotismo

Jan Saudek© – Hamlet, Prince of Denmark, 2003

Jan Saudek es sin duda uno de los fotógrafos más impresionantes e influyentes de la historia de la fotografía. Nacido en Praga, la entonces Checoslovaquia, el 13 de mayo de 1935, recibe su primera cámara en 1950, una Kodak Baby Brownie, sobre la que el propio Saudek dice: “lo único que se puede hacer con esta cámara es cargar la película, apretar el botón y hacer la foto; y eso es exactamente lo que he hecho hasta 1963”. Estudia en la Escuela de Fotografía Industrial de Praga entre 1950 y 1952 y seguidamente ejercerá numerosos oficios, tanto en el campo como en un gran número de fábricas. (1)

Jan Saudek© – An Alcoholic, 2003

Jan Saudek© – Goodbye Jan!, 1994

La obra de Saudek está profundamente marcada por dos elementos: por una parte su infancia, cuando, internado con su hermano mellizo en un campo de concentración logró escapar por un golpe de suerte de los experimentos de Josef Mengele, y por otra, cuando cae en sus manos el catálogo de la exposición “The family of man” del fotógrafo americano Edward Steichen que el valoró como una expresión de una profunda necesidad de armonía familiar, y le abrió la perspectiva de expresarse a través de la fotografía. Es entonces cuando decide dedicarse a ella, afirmando que con su trabajo lo que intenta es “capturar todas las cosas que conozco y amo, pero sobre todo me gustaría dejar una huella del tiempo en que he vivido”. El libro de Steichen le motiva a exponer, por primera vez, en Praga.

Jan Saudek© – Eine Tanzerin, 2003

Jan Saudek© – The Girl I Loved, 1995

Jan Saudek© – The Reader of Dostoievsky, 2000

Empezó a hacer fotos en su época de estudiante, y a pesar de la incipiente singularidad de su mirada se dedicó a un tipo de fotografía que pretendía reflejar la realidad cotidiana. Sus primeros trabajos personales fueron inicialmente fotografías en blanco y negro, donde comenzaba a adivinarse el estilo que lo haría famoso; cuerpos desnudos, un erotismo descarnado y en ocasiones obsceno, y un afán por hacer que sus instantáneas sugirieran historias al observarlas, que evocaran continuidad más allá de lo que reflejaba la imagen estática.

Jan Saudek© – TV Lovers, 1991

Jan Saudek© – The Chains of Love No. 3, 1987

Jan Saudek© – Odalisque with Nargilé and Snake, 2003

En 1951 colorea una foto, que su madre enseña al médico de la familia. Ésta asevera que es absolutamente mala, kitsch y que su estilo está pasado de moda, lo que desanima a Saudek a continuar con la fotografía por un tiempo. Paradójicamente, serán estas fotografías en blanco y negro coloreadas manualmente las que caracterizan y hacen, hoy en día, internacionalmente reconocible su trabajo. En 1959 su esposa de entonces, Marie, le regala una cámara Flexaret 6 x 6. En 1969 viaja a Estados Unidos, donde Hugh Edwards le anima a continuar con su labor artística. En la Universidad Bloomington de Indiana expone por primera vez en solitario. (1)

Jan Saudek© – Ladies Orchestra, 2001

Jan Saudek© – Ladies Orchestra, 2001

Jan Saudek© – Art Nouveau, 1988

A partir de los años setenta su trabajo empieza a ser conocido, pero hasta 1983 no publica su primer libro de fotografías. En reconocimiento a la trayectoria artística de Saudek, las autoridades comunistas le permiten abandonar en 1984 su trabajo en la fábrica y que se asocie a la Fundación de Artistas visuales Checoslovacos, lo que equivalía a su reconocimiento profesional como artista. En 1990 es nombrado Caballero de la Artes y las Letras por el Ministerio de Cultura de Francia y en 2006 es galardonado en su propio país con el Premio Artis Bohemiae Amicis junto a Milan Kundera y Vladimir Körner por contribuir a la reputación artística de la República Checa. (1)

Jan Saudek© – The Holy Russia, 2003

Jan Saudek© – The Holy Russia, 2003

Jan Saudek© – Blue Angels, 1993

La mirada de Saudek es compleja, oscura, perturbadora en todos sus aspectos. Sexo, deseo, muerte, inocencia, lujuria, ironía, belleza, envejecimiento, se mezclan y compiten en su obsesiva figuración de realidades filtradas de emociones. Introducirse en las imágenes de Saudek resulta una experiencia inquietante, un ir y venir entre la atracción y la repulsión, entre la conciliación y la confrontación. Sus fotografías evocan verdades que se evaden cotidianamente, desde sus más amargas perspectivas, o desde la más intestina nostalgia. La vulnerable sensualidad de sus cuerpos es al mismo tiempo grotesca crueldad y enajenación. Imágenes de la alegría y la esperanza en constante conflicto con las de la tragedia y la desesperación, en ocasiones dentro de una misma obra. (2)

Jan Saudek© – Mother and Her children, 2003

Jan Saudek© – Portrait of My Friend, 1992

Jan Saudek© – Martyr of Love, 1989

La desnudez femenina y su belleza es una de sus principales fuentes de inspiración, aunque en sus desnudos encontramos más de un personaje masculino. La perfección de las formas no importa, de ahí que la mayoría de sus fotografías tengan un aspecto inquietante, sexual hasta llegar a puntos obscenos, y algo grotesco.  Hace hincapié en las texturas y en el ambiente de sus decorados, creando climas cerrados de aspecto ruinoso que envuelven las escenas en un asfixiante clima de violencia y extrema expresividad.

Jan Saudek© – Motherhood, 1986

Jan Saudek© – The Slavic Girl with Her Father, 1998

Jan Saudek© – The Holy Matrimony, 1987

Hay muchas lecturas en el trabajo de Saudek. Sin duda la parte sexual de sus imágenes ocupa un primer plano en la percepción de su obra, pero esta contiene elementos que nos acercan a enfoques más diversos, como su amor por la familia, las relaciones hombre-mujer, la edad madura y la juventud así como una constante dosis de humor e ironía que se entrecruzan constantemente para crear escenas llenas de simbolismo. De la misma forma, sus fotografías con varios personajes, las posturas imposibles de muchos de ellos o las escenas donde los retrata primero vestidos y luego desnudos, son otra de las características de su obra.

Jan Saudek© – Rain and Fire, 1987

Jan Saudek© – The Violin Lesson, 2001

Jan Saudek© – The Fly, 2003

Jan Saudek rompe también con el erotismo y el desnudo clásico de nuestro siglo. Su mujeres presumen de la abundancia de sus carnes, y Saudek las convierte en verdadera belleza, a la vez que en su marca de identidad. Coloreadas a mano y escenificadas como tarjetas victorianas, sus voluptuosas fantasías son una oda al físico más habitual en la vida cotidiana y menos representado en el arte contemporáneo: el de la mujer con apetito.

Jan Saudek© – Yearning 1, 1986

Jan Saudek© – Shy Congratulators, 1996

Jan Saudek© – With the Second Daughter from My Third Marriage, 1987

“Para mi, una buena modelo no es perfecta. Las encuentro en todas partes, pero ahora más que nunca, gracias a Internet, recibo cada día ofertas de muchachas dispuestas a posar. Internet es extraordinario. ha traído más compradores, más modelos, y eso significa más dinero de los primeros para pagar a los segundos.” (3)

Jan Saudek© – Nargilé No. 4 – The Waterpipe No. 4, 2003

Jan Saudek© – Gabi Shaves Herself, 1982

Jan Saudek© – The Comparison, 1992

“No estoy seguro de qué significa erotismo. Si son desnudos, intenté captarlos nada más hacerme fotógrafo. Entonces me inspiraba en Lewis Carroll, en la actualidad en nadie. Estoy chapado a la antigua: trabajo solo con carretes y papel. Con cámaras digitales únicamente he hecho pruebas.” (3)

Jan Saudek© – Parabellum, 9 mm , 1983

Jan Saudek© – The Slavic Girl with Her Father, 1998

“No creo que la obra sea diferente del trabajo de otrosfotógrafos. Yo lo llamo kitsch, pero hay quien dice que es porno blando. Fotografía erótica, pornografía…. No existe esa distinción. Está en el ojo del espectador. Y si, creo que una fotografía erótica debería despertar la líbido.” (3)

Jan Saudek© – My Very First Photograph, 1953

Jan Saudek©

“El cuerpo humano me excita, el femenino sobre todo., pero soy bastante tímido y cobardón, y ese ha sido siempre el principal problema en mi trabajo. Tuve una infancia y una juventud desafortunadas, pero ahora, cumplidos los setenta, soy absolutamente feliz.” (3)

Jan Saudek© – Wallpaper (1680 – 1050)

Jan Saudek© – Wallpaper (1680 – 1050)

Para finalizar recomendaros los wallpapers que podéis descargaros de su web en diferentes tamaños y de los cuales os he dejado algunos ejemplos (clic para ampliar).

Jan Saudek© – Wallpaper (1680 – 1050)

Jan Saudek© – Wallpaper (1680 – 1050)

(1) – Wikipedia
(2) – Enfocarte
(3) – Jan Saudek en el libro The New Photography de la editorial Taschen

FacebookStumbleUponMeneameTumblrDeliciousDiggLiveJournalInstapaperMarcador

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

  1. Adoro a Saudek, bien lo sabes. De los pocos maestros que se resisten a las herramientas digitales. Por eso sus creaciones, casi oníricas, tienen esa fuerza tan expresiva y única. Ya iba siendo hora que lo incluyeras en tu magnífica colección.

    Un besazo,

    X

    • Querida Madame, primero gracias por tu comentario, me alegra tenerte de nuevo por aquí, y lamento el problema con el mismo, es debido a otro problemilla con mi servidor que espero haber solucionado.
      A Saudek ya lo puse allá por el 2007, pero fue un post pequeño y muy incompleto. La calidad de este artista me ha llevado a hacer un post más completo que aún no termina aquí (pronto la segunda parte).
      La verdad es que es un artista fascinante, tanto por su contenido como por su técnica. He disfrutado repasando toda su obra e incluso he puesto como fondo de pantalla uno de sus wallpapers que quedan geniales.
      Besos voluptuosos.

  2. Pues no recordaba que tuvieras a Saudek, pero ya me extrañaba a mí. Es que tienes tantos autores que acaba uno por perderse mientras admira la infinidad de galerías. De todos modos, el post es fantástico, por su contenido gráfico y la información. Y esperaré impaciente la segunda parte… Mon amour, hay que ver lo que curras.

    Muak (para que lo adivines);-)

    X

  3. Desconocía a Saudek y realmente he quedado muy impresionado
    Tiene una estética sobrecogedora. Extremadamente provocador
    Increíble!

  4. A inicios de año esuché de este personaje por una profesora de…
    joer, no supe de que es profesora, pero fue edificante compartir algunos temas con ella, hice pocas búsquedas pero ahora, no me queda mas que esperar las otras entregas.

    Saludos¡¡¡

  5. Creo que era Rilke quien aproximó las categorías estéticas de lo bello y lo siniestro (entre otros más) y no me parece casualidad que estos compatriotas compartan visión artística similar. Probablemente estamos cautivos de nuestra tierra y nuestra cultura por mucho que intentemos imprimar nuestras obras con una singularidad que siempre será relativa.
    Saudek es magistral, referente, un culto, una vía. En él se aúna la síntesis del arte: técnica, concepto y estética.
    Mi voto por él

  6. Pingback: Saudek, su historia y su inocente obra |

  7. He visto con mucho interés el trabajo de este enorme fotógrafo. No seré yo quien pueda aportar datos técnicos de su obra. De fotografía no tengo ni idea.Ahora bien, sí puedo expresar lo que he sentido al ver parte de su obra. Me parece algo fuera de lo normal, creo que todo tiene sentido y encaja. el simbolismo que se puede apreciar, es de alta gama. Solo voy a poner un pero: Aunque sé que gran parte de la obra encaja con una visión liberal y particular del autor, creo que hay imágenes, que socialmente hoy (niñas desnudas) y con la que está cayendo, se me antojan inapropiadas y que no encajan con lo ética mente razonable. Sé que es arte y así lo tomo.

    • Gracias por tu comentario Ignacio, entiendo tu posición y razonamiento. Yo particularmente no lo veo de esa manera, pero puedo entender que cause cierto desconcierto ese tema en concreto. De todas formas creo que lo que queda claro es que Saudek no pretende mostrar pornografía o violencia infantil de una forma gratuita, sino que trata de decirnos algo, de expresar algo. ¿El que? No podría asegurarlo, creo que una de las mejores cosas del arte es que deja que el espectador forme parte de el e interprete según su propia consciencia.